Está pasando algo con la industria del Golf en España

Esta es una historia que en nuestro país parece una paradoja ya que contamos con un ganador vigente de Major: Sergio García quien pasea su chaqueta verde alrededor del mundo, a ello se le denomina el fenómeno Jon Rahm del que todo el mundo se ha dedicado a hablar, y que por si fuera poco, se ha remontado como el número dos del Mundo; tras lo cual se conoce que en total solo existen tres jugadores en el top-20 mundial, lo cual es una armada bastante sólida que se encuentra peleando en todos los frentes inimaginables, chicos, chicas, seniors.

Pero además, contamos con equipos amateur, en quienes se aplican métodos y entrenamientos que se han convertido en la envidia y ejemplo no sólo de Europa, sino para todo el Mundo; en resumidas cuentas, se podría decir que estamos viviendo el mejor momento deportivo dentro de la historia del golf. Y si no fuese suficiente, somos el segundo mejor destino del Mundo para quienes practican este deporte.

Pero aún resta algún tiempo para que se inicie la celebración de un Open de España, por demás fantasma, y cuya sede ha sido recientemente confirmada (Centro Nacional de Golf), tras lo cual, parece que no hay empresa alguna del IBEX 35, 36 o 37 que deseen hacer alguna inversión en golf, aún cuando se trata de la única feria que aúna a la industria golf, confindiéndonos al suspender días antes de su inicio. Se conoce además, que sólo había 37 stands comercializados y por lo que es impredecible que se pueda efectuar una feria de golf en IFEMA en el futuro.

Cabe destacar que, la cantidad de jugadores e iniciativas que colaboran con el crecimiento de las instalaciones Golf Canal en el centro de Madrid, y que además funcionaban a pleno rendimiento y brindaban servicio, se encuentran siendo derribarlas sin que nadie haya hecho algo al respecto. Es importante acotar, que para su construcción se emplearon 58 millones de euros, 300.000 para derribarlas y 10 millones más para la construcción nuevamente de nuevo un centro para conciertos e instalaciones para deportes ‘tan populares’ como hockey o voleibol.

Todos estos datos podrían conducirnos a cuestionar lo que sucede con la práctica del golf, de lo que posiblemente esté fallando y si en este mismo contexto se encuentran otros países. Pero a ello solo podrían responder personas que han sido de gran referencia dentro del sector del golf como Javier Reviriego, quien es el director general R.C.G Valderrama:

«Dentro de la industria del golf hay que distinguir en sub industrias; el turismo y la parte deportiva que van muy bien y el juego o los aficionados donde es evidente que estamos estancados; no es fácil ya que creo que las nuevas generaciones derivan el ocio a otras cosas, el golf no se ha vendido bien en los medios. Tenemos el ejemplo del esquí, siendo más caro tiene mucha mejor imagen, ellos supieron salvar los obstáculos. Creo que otro de los problemas es la falta de unión del sector, entre todos deberíamos conseguir la manera de que el golf llegue a más gente con mensajes mucho más claros».

«La situación no es buena, necesitamos innovar en la estructura institucional que rige el golf y buscar más unión. La industria del golf tiene que recapacitar»